Inspiraccion de hoy Podcast de alejandro ariza Descargas de audios
Facebook Twitter Youtube tumbl

Novedades

¡NUEVOS LIBROS DE ARIZA!

Lanzamiento mayo 2016

Boletin LUZ-NC Ariza

Para recibir gratuitamente esta publicación y los mensajes motivacionales de Alejandro Ariza, ingresa tu e-mail aquí y haz clic en el botón "Suscríbete":

eNCuesta

27/01/2011

¿Revisas la página de facebook de Nueva Conciencia y la de twitter o tumblr de Alejandro Ariza? 

Sí, me tienen muy actualizado con todo lo que pasa en NC y Alejandro Ariza

No, casi no reviso facebook ni twitter

No sabía que tenían presencia en redes sociales

Preguntas anteriores
Resultados de la encuesta

El reconocimiento. - Alimentación Consciente

Cavilando hace unos minutos acerca del "motivante reconocimiento" que suele sentirse cuando algunas personas te dicen: "¡Qué delgado estás! ¿Qué onda contigo! ¡Qué bien te ves! ¿Qué te hiciste? ¡Wow!", y reconocimientos parecidos, he notado que conforme pasa el tiempo y tú sigues bajando de peso y sigues viéndote mejor, poco a poco van disminuyendo los reconocimientos de ese tipo. Y no es debido a que ya te vieron antes, porque incluso gente que no te había visto y que, por lo mismo, deberían de asombrarse más, dejan de decirte algo que les admire de ti... y no, no se trata de que te envidien y por ello no te quieran reconocer (aunque claro que hay evidentes casos) sino porque en esencia ya no hay mucho que admirar si al fin ya estás llegando a lo que sería lo más "normal", y entenderás que si de admiración y asombro se tratara debió ser por lo gordo o por lo gorda que estabas, pero que, en ese caso, donde más fuente de admiración hay para sucederse, cuánta prudencia de que frente a ti no se admire la gente de lo mal que te ves y de lo mal que estas, pero ten la seguridad plena y absoluta que en ausencia tuya el asombro de tu gordura es tema de conversación por asombro.

Cuando dejas de recibir reconocimiento mientras más delgado estás, debe reposar tu necio ego, que tan necesitado de reconocimiento está continuamente, en la paz y la armonía de que es hasta resulta halagador el que ya no se te reconozca porque ya te ves ¡normal! Pero ahí te tengo una gran noticia... durante todo el camino para llegar a estar normal, hay "algo" que te dará reconocimiento no solo al verte, no solo unos cuantos segundos o no solo un par de minutos... sino ¡todos los minutos de todas las horas de todo el día de todos los días! Hablo del personalísimo y constante reconocimiento que te da tu ropa. ¡Ese es, incluso, un reconocimiento más poderoso que lo que cualquier otro humano te pueda decir, y para colmo te lo dice ¡constantemente, en todo momento y lugar!! El que tú sepas que traes puesta una falda o un saco que estaba como una prenda simplemente imposible de ponerte, donde simple y sencillamente "no entrabas, ni te cerraba incluso haciendo el mayor esfuerzo", colgada posiblemente durante años en tu closet, de esos closets que están "llenos... vacíos" al mismo tiempo (y sabes a lo que me refiero), de esos llenos de ropa pero para ti casi vacíos de opciones que te queden, ahí, cuando tomas una de esas prendas que, hasta llenas de polvo están por años de no usarse quizá y ...¡¡¡de repente te quedan perfectas o hasta holgadas!!! ¡¡¡Ese es el más poderoso reconocimiento que tendrás y lo recibirás en todo momento, en todo lugar, ¡en todo!!! Y no hablaré aquí de lo que tu propio cuerpo pudiera decirte si hablara más fuerte, de lo que tu hígado te expresaría todo el tiempo, tu intestino, tu estómago, tus rodillas, tu espalda, tu cerebro. Todos funcionando ¡como nunca antes! Ese es el reconocimiento de mayor valor, el más sublime, el mejor. Y ese... lo tienes en todo momento.

No te pierdas este reconocimiento que te da tu ropa. No te pierdas este gozo tan puramente personal. No te pierdas de un cuerpo que se siente con mayor fuerza y ligereza para servir más prestamente a lo que te pida Dios. No te pierdas la experiencia. No te pierdas de mi programa "Alimentación Conciente". Te puedo ayudar llamando a mi consultorio al: 5519-2410 de la Ciudad de México. Será un placer hacerte vivir este reconocimiento constante, una alegría de vivir permanente, un gozo que no se compara con ningún otro: ser normal.

-Dr. Alejandro Ariza.

 

Envía esto a un amigo Imprime esta página

Si gustas, escríbenos tus comentarios acerca de esta publicación aquí en Nueva Conciencia...

Tu evaluación es:

(1 al 5, siendo 5 lo mejor para esta publicación)

Título para tu comentario:

Escribe tu comentario:

Nombre:

¿De dónde eres?:

(Ej. México, D.F.)

Correo electrónico:

Código de permiso:
(para enviar tus comentarios copia los caracteres de abajo tal cual salen en la figura, observando que algunas letras son mayúsculas y otras minúsculas)

Ver comentarios de otros

Copyright © 2017 Conferencias de Alejandro Ariza S.C.

Nueva Conciencia Nueva Conciencia